jueves, 30 de junio de 2011 | By: Samuel Rodríguez Alonso

Relámpagos y truenos en la Luna

Ábreme conversación esta noche y te hablaré de mis deseos. De como quiero que las mariposas desenvuelvan huracanes, que el fuego se expanda y consuma todo el bosque. Que seamos nuestra propia sobredosis, que nos declaren ilegales.

Puedo contarte que quiero encontrarte frente a mí en la oscuridad de las mañanas, que nuestros ojos se crucen y te quedes con la última palabra.

Ábreme conversación y te hablaré de mi casa en la Luna, una casa que tiene dos dormitorios, patio con vistas a Marte, baño, salón y cocina, pero no te tiene a ti...
Dime Cleopatra, ¿te vienes conmigo a la Luna?

0 comentarios:

Publicar un comentario