martes, 14 de septiembre de 2010 | By: Samuel Rodríguez Alonso

El futuro nos tortura y el pasado nos encadena

No se para que han nacido los hombres. Quizás solo para tumbarse y dejar que pasen las horas, para perder el tiempo y esperar. Esperar a los demás. Esperar que la chica de tus sueños se acerque a ti para decirte que dejes de buscar. Esperar que te toque la lotería. Esperar la paz mundial. Perder el tiempo.

0 comentarios:

Publicar un comentario